Bienvenidos

Estas reflexiones salen de más que 40 años de ministerio como sacerdote católico. Pasé la mayoría de estos años en la Diócesis de Charlotte que está situada en Carolina del Norte occidental de los Estados Unidos. Ahora, estoy jubilado, y vivo en Medellín, Colombia, y sigo sirviendo como sacerdote en la Arquidiócesis de Medellín.

Sábado, 28 Marzo 2020 00:04

SÁBADO, SEMANA IV de la CUARESMA

En ti, Señor, me refugio. (Salmo 7:2a)

En la historia de la Tormenta en el Lago, los discípulos gritan al Señor, “Maestro, ¿no te importa que perezcamos?” Ayer, en medio de la tormenta del virus Covid-19, el papa Francisco, en su bendición Urbi et Orbi, invitó al mundo a refugiarse en el Señor, a quien sí nos importa. El papa Francisco dijo:

"Nos dimos cuenta de que . . . en esta barca, estamos todos . . . Cuánta gente cada día demuestra paciencia e infunde esperanza, cuidándose de no sembrar pánico sino corresponsabilidad. Cuántos padres, madres, abuelos y abuelas, docentes muestran a nuestros niños, con gestos pequeños y cotidianos, cómo enfrentar y transitar una crisis readaptando rutinas, levantando miradas e impulsando la oración. Cuántas personas rezan, ofrecen e interceden por el bien de todos. La oración y el servicio silencioso son nuestras armas vencedoras."

Viernes, 27 Marzo 2020 01:06

VIERNES, SEMANA IV de la CUARESMA

El Señor está cerca de los de corazón quebrantado. (Salmo 33:18)

Muchos tienen familiares en cuidado intensivo y no pueden visitarlos; muchas familias han perdido seres queridos y no podían despedirse de ellos, ni verlos por última vez; ni siquiera podían asistir sus funerales. Tanto dolor, tanto sufrimiento. Pero nuestra fe nos dice que el Señor está cerca de los de corazón quebrantado. Esto es nuestra esperanza. Dios no nos abandona. El Señor está con nosotros en cada sufrimiento humano. El Señor nos lleva en su corazón.

Jueves, 26 Marzo 2020 00:01

JUEVES, SEMANA IV de la CUARESMA

Tanto amó Dios al mundo, que le entregó a su Hijo único, para que todo el que crea en él tenga vida eterna. (Jn 3:16)

Tanto amó Dios al mundo . . . pues, este versículo aprendí en la catequesis. Y estoy agradecido porque nos falta escuchar que Dios ama al mundo . . . y tal vez, nosotros también. En el tiempo de pandemia necesitamos un recordatorio de que el amar al mundo como lo ama Dios nos llama a ser responsables. Amar al prójimo significa que a veces hay que entrar a la cuarentena.

Miércoles, 25 Marzo 2020 00:00

LA ANUNCIACIÓN DEL SEÑOR, 25 de marzo

María contestó: “Yo soy la esclava del Señor; cúmplase en mí lo que me has dicho”. (Lc 1:38)

El “Sí” de María fue completo, no parcial. Ella dijo “Sí” al plan de Dios por nuestra salvación. Ella dijo “Sí”: al Pesebre de Belén, al exilio en Egipto, a las Bodas de Caná, al pie de la Cruz de su Hijo, a la Resurrección, al Día de Pentecostés donde estaba reunida con los discípulos.
Todavía la Virgen María sigue rezando por la iglesia.

Domingo, 22 Marzo 2020 14:52

LUNES, SEMANA IV de la CUARESMA

Esto dice el Señor: “Voy a crear un cielo nuevo y una tierra nueva; Se llenarán ustedes de gozo y de perpetua alegría por lo que voy a crear: Me alegraré por Jerusalén y me gozaré por mi pueblo. Ya no se oirán en ella gemidos ni llantos. (Is 65:17a, 18a, 19b)

Esta antigua profecía de Isaías habla de esperanzas para nosotros de hoy que estamos en medio del crisis mundial del coronavirus. Un cielo nuevo y una tierra nueva . . . y nosotros un nuevo pueblo lleno de gozo y perpetua alegría.

Supo Jesús que lo habían echado fuera, y cuando lo encontró, le dijo: “¿Crees tú en el Hijo del hombre?” Él contestó: “¿Y quién es, Señor, para que yo crea en él?” Jesús le dijo: “Ya lo has visto; el que está hablando contigo, ése es”. Él dijo: “Creo, Señor”. Y postrándose, lo adoró. Entonces le dijo Jesús: “Yo he venido a este mundo para que se definan los campos: para que los ciegos vean, y los que ven queden ciegos”. (Juan 9:35-39)

Jesús siempre está con los rechazados. Cuando el hombre nacido ciego fue echado, Jesús lo encontró.  Es interesante que mientras estuviera ciego el hombre no tenía problemas, pero después de tener los ojos abiertos fue echado de la comunidad. Que el Señor abre nuestros ojos para podamos ver al mundo con los ojos compasivos de Cristo.  

Jueves, 19 Marzo 2020 00:13

LA FIESTA DE SAN JOSÉ, 19 de marzo 2020

Cristo vino al mundo de la siguiente manera: Estando María, su madre, desposada con José y antes de que vivieran juntos, sucedió que ella, por obra del Espíritu Santo, estaba esperando un hijo. José, su esposo, que era hombre justo, no queriendo ponerla en evidencia, pensó dejarla en secreto.
Mientras pensaba en estas cosas, un ángel del Señor le dijo en sueños: “José, hijo de David, no dudes en recibir en tu casa a María, tu esposa, porque ella ha concebido por obra del Espíritu Santo. Dará a luz un hijo y tú le pondrás el nombre de Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados”.
Cuando José despertó de aquel sueño, hizo lo que le había mandado el ángel del Señor.        (Mt 1:18-21)
“José, el Callado”—porque las Escrituras no nos dan ni una palabra de San José.  Al contrario, la Virgen María nunca deja de hablar, cantando las alabanzas del Señor.  Por eso, a veces San José está olvidado.   Pero sin San José, el misterioso plan de Dios nunca se cumpliría.  
Miércoles, 18 Marzo 2020 06:57

MIÉRCOLES, WEEK III de la CUARESMA

Salmo 147

R. Glorifica al Señor, Jerusalén.
Glorifica al Señor, Jerusalén;
a Dios ríndele honores, Israel.
El refuerza el cerrojo de tus puertas
y bendice a tus hijos en tu casa.
R. Glorifica al Señor, Jerusalén.
El mantiene la paz en tus fronteras,
con su trigo mejor sacia tu hambre.
El envía a la tierra su mensaje
y su palabra corre velozmente.
R. Glorifica al Señor, Jerusalén.
Le muestra a Jacob su pensamiento,
 sus normas y designios a Israel.
No ha hecho nada igual con ningún pueblo,
ni le ha confiado a otro sus proyectos.
R. Glorifica al Señor, Jerusalén.

Algunos confunden la Jerusalén terrenal con la Jerusalén celestial, nuestra madre.  Pero la enseñanza de la Biblia es muy clara--lo que esperamos es la Jerusalén celestial, como dice la Carta a los Hebreos: Ustedes se han acercado al monte Sión, y a la ciudad del Dios viviente, la Jerusalén celestial, y a muchos miles de ángeles reunidos para alabar a Dios (Heb 12:22). Y también la visión del Libro del Apócalipsis: Después vi un cielo nuevo y una tierra nueva; porque el primer cielo y la primera tierra habían dejado de existir, y también el mar. Vi la ciudad santa, la nueva Jerusalén, que bajaba del cielo, de la presencia de Dios. Estaba arreglada como una novia vestida para su prometido (Apóc 21:1-2).

San Patricio era de Bretaña romana. Cuando tenía 16 años fue capturado y esclavizado en Irlanda. Eventualmente se escapó y regresó a su hogar. Después de ser ordenado de sacerdote, regresó a Irlanda como misionero y quedó allí el resto de su vida. Era el primer obispo de Irlanda.

Cristo conmigo,  Cristo frente a mí,  Cristo tras de mí, Cristo en mí, Cristo a mi diestra, Cristo a mi siniestra, Cristo al descansar,  Cristo al levantar, Cristo en el corazón de cada hombre que piense en mí, Cristo en la boca de todos los que hablen de mí, Cristo en cada ojo que me mira,  Cristo en cada oído que me escucha. (de La Coraza de San Patricio)

 

Sálvanos, Señor, tú que eres misericordioso. (Salmo 24)

Martes, 17 Marzo 2020 15:32

MARTES, SEMANA III de la CUARESMA

En aquel tiempo, Azarías oró al Señor, diciendo: “Señor, Dios nuestro, no nos abandones nunca; por el honor de tu nombre no rompas tu alianza; no apartes de nosotros tu misericordia, por Abraham, tu amigo, por Isaac, tu siervo, por Jacob, tu santo, a quienes prometiste multiplicar su descendencia, como las estrellas del cielo y las arenas de la playa. (Dan 3:25,35-36)

La imagen de los tres jóvenes caminado en el horno es impresionante. Y aún más la oración que uno de ellos: “No rompas tu alianza; no apartes de nosotros tu misericordia, por Abraham, tu amigo, por Isaac, tu siervo, por Jacob, tu santo”. Como mi abuela solía decir: “A veces Dios necesita recordatorio.”

Página 48 de 53